La ropa de la sesión  tiene mucho que ver con vuestra personalidad y con el tipo de fotografías que estéis buscando y sobre todo con el entorno (playa, montaña, etc). Aquí van algunas recomendaciones básicas para que vuestro look  esté a la altura.

 

1.Coordinad los tonos, pero no llevéis el mismo. Buscad colores que se complementen en vez de colores idénticos, que vayan con tu complexión y con la de tu pareja. Es decir: lo ideal es que se encuentren en extremos opuestos dentro del círculo cromático. Naranja-azul. Morado-verde. Si no hay manera de darle la vuelta al armario usando esta fórmula, usa un color neutro combinado con uno brillante: gris y amarillo; beis y coral, etc.

2. Tened en cuenta el lugar.  El estilo de ropa debe concordar con el estilo de fotos que estáis buscando. Podéis elegir ropa cómoda si van a hacerse fotos divertidas saltando o podéis llevar ropa más formal si son fotos más tranquilas.

 

3. Aprovechad una de vuestras aficiones en común.O mejor aún, combinad vuestros dos hobbies preferidos si son diferentes.

4. Los complementos. Es muy probable que saquéis planos cortos donde se vea de cerca el anillo, vuestras caras, un beso… Los accesorios  son perfectos para este tipo de planos, siempre y cuando no le resten protagonismo al anillo. Lo que seguro NO debes llevar es: el bolso.

5. Movimiento en las prendas.Sobre todo si eliges una falda o un vestido. Intenta buscar prendas con flecos, plumas… Las fotos saltando, por ejemplo, o corriendo o e son más espectaculares si el tejido es  fluido (por ejemplo gasa) que si es rígido (por ejemplo, raso). Eso sí, las prendas con tejidos más estructurados favorecen más desde cualquier ángulo, mientras que las faldas fluidas son más traicioneras. Haz pruebas en casa desde varios ángulos, posturas y movimientos.

 

6. Lleva algo con lo que te sientas cómoda y te identifiques. Si lo tuyo son los vaqueros  no te fuerces a llevar un vestido cóctel. Las fotos de pareja sirven sobre todo para capturar la energía de los novios y hacer al fotógrafo partícipe de la misma, así que cuando más en tu piel te sientas, más fácil será que esta naturalidad salga a la luz y pueda capturarla la cámara. Si crees que unos vaqueros son demasiado informales, aprovecha para combinarlos con otra prenda más sofisticada.

7. Vístete de la estación que sea.Nada de pretender que sea verano en pleno noviembre: no sólo es incómodo sino que las fotos parecerán ‘de mentira’. Si es invierno, aprovecha para sacarle partido a tus prendas de abrigo, y usa otros elementos propios de la estación, como la luz (de octubre a diciembre la luz es perfecta para la fotografía de exterior, mientras que el resto del año hay que esperar a la caída del sol), la nieve, hojas doradas o charcos de lluvia que reflejan la luz.

8. Vestido blanco  ¡No!.  Más que nada porque para eso está el álbum de la boda, sobre todo si vais a compartir las fotos en redes sociales o a imprimirlas con las invitaciones o el save-the-date. Un vestido blanco y largo creará confusión entre los invitados: ¿se han casado ya? ¿quizás haya una ceremonia civil antes de la religiosa? ¿es éste el vestido que llevará la novia? Este color, además, es más difícil de capturar en fotos, lo mismo que el negro.

9. Usa dos looks diferentes. Planear al menos dos estilismos para cada miembro de la pareja. Si los dos estilismos funcionan, el resultado de las fotos será más variado. Si al final sólo te ves bien con uno, te alegrarás de no haberlo arriesgado todo a un único outfit.

10. Prepara ideas: Fijaros en sesiones de fotos casuales que hayáis visto en Instagram o cualquier red social.Os servirá de inspiración. Y evitará que os quedéis en blanco sin saber que hacer.

 

11. Atrezzo especial para la sesión: Sed originales y buscad elementos divertidos para acompañar la sesión, por ej, cañones de humo, bicis, maletas…lo que se os ocurra.

12. Felicidad y risas: Lo importante es pasar un buen rato y no estar tenso. Así que sacad vuestro lado más cómplice y romántico. Jugad, haceros cosquillas, daros besos… y relajaos.

13. Peinado y maquillaje: Lo ideal es ir maquillado y peinado por estilistas. Haced que sea sencillo y no muy recargado para que vuestras fotografías queden más naturales y no os veáis «disfrazados».

 

14. Escuchad a los profesionales: Los fotógrafos son los expertos y los especialistas, seguid sus sabias recomendaciones. Obtendrán las mejores tomas.

 

Esperamos que estos consejos os sean útiles ya que las fotos de parejas están muy de moda ahora. La mayoría de los fotógrafos las recomiendan porque ayudan a conectar con la pareja antes del día de la boda, es decir, sirven como ensayo para evitar nervios innecesarios. En éstas sesiones no es indispensable que todo salga bien a la primera. Además permiten poner en práctica algunas poses o ángulos y son un bonito recuerdo que muchas veces se utiliza como parte de las invitaciones, en la misma decoración del día B, o simplemente como adelanto a la boda en redes sociales. Es decir: por norma no son fotografías que se vayan a quedar en un cajón.

 

Gracias a:

Elena&Carlos por dejarnos invadir su pre-boda.

Bea & Chari de Supercastizo producciones por tan magnificas instantáneas.

Camara: Nikon

Escenario: Hacienda El Tobazo (Alcaudete) y paseo de los Álamos (Alcalá la Real)

Vestuario ella y el: Trebol Moda (Alcalá la Real)

Peluquería y estética: Grupo M (Alcalá la Real)

Calzado ella: Calzados Dorado (Sevilla)

Calzado el: Converse

Alianzas: Castillo (Alcalá la Real)